“Todos tenemos enfrente gente que va a morir en el trabajo”

Las noticias se convirtieron en una letanía macabra. Cada pocos días se añadía un palo más a la lista de suicidados en la empresa France Telecom. A medida que la cifra se incrementaba, surgían las preguntas: ¿Por qué? ¿Qué lleva a una persona a quitarse la vida en su centro de trabajo? ¿En qué medida las condiciones laborales inciden en la propensión a desaparecer para siempre? 44 suicidios en poco más de un año y medio, un eco que volvió a resonar este verano, cuando dos empleados se suicidaron en otra firma francesa, Societe General.

Influido por la técnica de esconder bajo la cáscara de un thriller un texto de crítica social que conduzca a la reflexión, el francés Marin Ledun ha escrito Perros de Pocelana, una novela en la que se abordan las insoportables condiciones laborales en un call center y hasta qué punto éstas afectan psicológica y personalmente a los empleados. La historia es, sobre todo, la obsesión de un doctora por demostrar que la firma es culpable de los suicidios que se registran y de las decenas de almas en pena que, bajo la apariencia de empleados, no son más que despojos humanos de vida arruinada.

¿Por qué se decantó por el thriller teniendo otras opciones, como el drama, el ensayo e incluso la comedia?

Porque tomé un ángulo propio de la novela negra: la crítica social. El objetivo de este tipo de literatura es llegar al mayor número de lectores, y la novela policíaca es muy popular en Francia.

Sigue leyendo en Público

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s