Bernardo Fernández, premio Grijalbo de Novela 2011

MÉXICO, D.F., 12 de mayo (apro).- Con su novela policiaca Hielo negro, Bernardo Fernández, “Bef”, obtuvo el premio Grijalbo de Novela 2011, al que sólo pueden aspirar autores mexicanos o residentes en México.

De acuerdo con el jurado, que en esta ocasión estuvo integrado por los escritores Mónica Lavín, Eduardo Antonio Parra y Carlos Pascual –este último ganador de la edición anterior–, y los editores de Random House Mondadori (RHM) Cristóbal Pera y Andrés Ramírez, la obra es “un thriller‘ auténticamente mexicano que refleja la problemática actual del país”, inmerso en una ola de violencia ligada al crimen organizado.

En conferencia de prensa, Mónica Lavín se manifestó “entusiasmada” por los personajes femeninos que aparecen en la novela, en particular por Lizzy, quien simboliza la “brecha generacional” que hay en la dirigencia de los cárteles de la droga, donde los personajes duros y ostentosos del pasado dejan paso a otros que han vivido siempre con dinero y fueron educados en el extranjero.

Eduardo Antonio Parra, quien leyó Hielo negro durante una escala en el aeropuerto de Los Ángeles, dijo que lo tuvo tan en vilo que casi pierde su conexión.

“Es la primera vez que leo un ‘thriller’ perfectamente armado escrito por un mexicano”, añadió.

Y, mientras, el propio autor celebró la “buena suerte” de haber sido premiado con una novela que, además de ser policiaca, “tiene una buena dosis de ciencia ficción”, con varios personajes obsesionados por la búsqueda de la droga perfecta.

“Bef”, quien además de la literatura se dedica al cómic, explicó que escribir novelas es algo así “como meter en una licuadora todas las cosas que te gustan” y “encenderla”.

En el caso de Hielo negro, la inquietud a la que trató de responder fue “qué pasaría si evolucionaran los narcotraficantes en un relevo generacional” y quisieran tomar distancia de sus antecesores.

Bernardo Fernández admitió que la publicación del libro sucede en un momento en que la criminalidad es “el gran tema” en la agenda nacional mexicana.

“Yo no me di cuenta y creo que no nos dimos cuenta de cuándo la ‘nota roja’ se convirtió en la primera plana y ahora, bueno, estamos lidiando con ello”, comentó.

Hielo negro cuenta la historia de la hermosa y refinada Lizzy Zubiaga, jefa del cártel de Constanza, y la policía judicial Andrea Mijangos, su antagonista, “que se van acechando en círculos hasta que se encuentran”, explicó Fernández.

La primera es una narcotraficante culta, coleccionista de arte formada en Canadá, que representa la sofisticación y el dinero, “como una aficionada a Tim Burton cruzada con Marilyn Manson”, mientras que la segunda es una agente de la justicia que quiere cazar a la anterior por una venganza amorosa.

Además de Hielo negro, “Bef” ha publicado otras novelas: Ojos de lagarto, Gel azul, Ladrón de sueños y Tiempo de alacranes, así como obras infantiles, entre ellas Soy el robot y Vacaciones en Marte, y también las novelas gráficas Espiral y La calavera de cristal, esta última con el novelista Juan Villoro como coautor.

Proceso.com

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s